Visitantes recientes

domingo, 7 de febrero de 2010

HAITI



Vagando
por las calles
aturdidos y temerosos
hundidos
entre trozos
esparcidos
restos y enseres
de cristales rotos
muros y paredes.

La tierra
abrió sus grietas
abrazó los cuerpos
apagados los gritos
las manos quietas
bocas llenas de suspiros
de hombres
mujeres
niños.

Los ojos perdidos
son el centro de atención
se vuelven los rostros
con estupor
asustados
ante ese horror.

Imágenes suspendidas
entre el aire y el cielo
expandidas
en cámaras y pantallas
el corazón arde
y la angustia estalla.

Agazapada la furia
se queman las retinas
al llorar el desconsuelo
para tanto dolor
¡no existe ya el duelo!

4 comentarios:

Rosa del Aire dijo...

Pasado un mes. ¿Qué hay?
Nada, las promesas.
Es demasiado grande
para los figurantes
que solo dejan las migajas.
Haití, seguirá ahí,
pero la desmemoria
comenzará a rugir.
Un abrazo

Mª Ascensión dijo...

Rosa ¡cuánta razón tienes! cuando he comentado en las Redes el nuevo desastre en Chile recordé de nuevo a Haití. La desmemoria ruge ya. Un abrazo y gracias por tu comentario.

Sabanas con mis palabras dijo...

Leyendo este poema tan bien logrado, en que cada palabra me hace reflexionar sobre las realidades del pueblo de Haiti.

Las tragedias siempre nos conducen a nuevos amaneceres. Por eso es importante que el mundo entero enseñe a este pueblo a remar con todas sus energías para evitar que las fuerzas de las corrientes les sumergan más y sigan enclavados en el pozo de la miseria y el olvido.

Con mi afecto y con mi admiración que aumenta cada día por ti.

Víctor Manuel

Mª Ascensión dijo...

Victor Manuel.. en tu comentario a este poema se ve también la gran profundidad y reflexión ante la desgracia de este pueblo que desgraciadamente tras unos días de noticias sensacionalistas va cayendo ya en la triste realidad del "olvido" Gracias inmensas y un abrazo.